jueves, 28 de agosto de 2014

NO SÉ QUÉ HAGO AQUÍ...¿O SÍ?...-Relato-

Una persona sensata echaría a andar justo en la dirección opuesta, en una plena concordia entre conocimiento  y acción, es decir pensar y querer…Optar por zozobrar en un estado vegetativo cuando la etología comparada ha proporcionado afirmaciones y conocimientos suficientes sobre el abismo que separa la conducta animal de la humana, es como transitar por descaminos sísmicos e imposibles…Y tiempo al tiempo, porque éste va de la mano de la verdad y ésta a su vez prevalece alzándose sobre todas las cosas…¡Y no es un consuelo esquizoide!...Las grietas y fisuras son cada vez mayores y la fortaleza se va disolviendo con los miedos, las razones además no siempre son verdades y al final todo se traduce en un problema de elección y proyecto, en la búsqueda y el logro de un objetivo de inevitabilidad concluyente: Una vida feliz y rematada…

Silencio confundido e indeterminación dada en la sala de espera…

“Atrapados en un mundo perfecto con las conciencias como instrumentos de tortura, imbuidos en el progreso y la técnica, honrando a los muertos y olvidando a los supervivientes…Y en el fondo estamos abiertos irrestrictivamente a todas las cosas a través de la voluntad y la inteligencia, no tenemos libertad, ¡somos libres joder!...Heráclito dijo que la reflexión es la más grande de las virtudes y la sabiduría consiste en decir la verdad y en actuar escuchando a la naturaleza…Por su parte Kierkegaard pronunció algo así como que ante la experiencia de libertad tenemos la posibilidad de ser nosotros mismos…Y Jaspers dijo que toda pérdida de comunicación acarrea una pérdida en el ser…
Hay una constelación de elementos importantes e interesantes a considerar, todos ellos de una expansión ilimitada…La elección que hagamos recae sobre nosotros pero se puede ser uno mismo con los otros, ¡claro que se puede!…Para ello necesitamos conocer nuestros mundos, el interno, el externo y el de las fantasías con rigor y claridad…”

Miró a su alrededor para intentar desconectar de sus pensamientos pero no pudo hacerlo porque la sala de espera de psiquiatría estaba llena…Tal vez pasaría allí toda la mañana hasta que la atendieran…Allí, entre delirios y desdoblamientos crepusculares…Y de repente un pensamiento peregrino…

“Se trata de aparentar no de reflexionar”…

Y después una sonrisa que se le heló y que a modo de juez le vino a decir algo así…

“Muy juiciosa en tu banalidad, ¿porqué no pruebas a dejar tu sarcasmo en el armario por una puñetera vez en tu vida?”

Su madre la miró extrañada:

       - ¿En qué piensas, porque sonríes de esa manera?...Mira, este es uno de los mejores psiquiatras que hemos encontrado, según me han dicho es toda una eminencia…Verás cómo te ayudará mucho…

Sin pronunciarse miró a su madre con su sonrisa helada y pensó:
“No sé qué hago aquí… ¿O sí?...”

sK


                                                      


sábado, 23 de agosto de 2014

ASFIXIA ERÓTICA

Se les escapó de las manos a ambos, cada uno representó su papel, muy bien interpretados pero llevados al extremo…Tal vez era un sueño hecho realidad o quizás una realidad soñada, sin embargo llevada al extremo norte del placer, y desde ese punto de no retorno ya no volvería a repetirse nunca más…Jamás volvería a ocurrir…


Para Sandra ya no ocurriría nada nunca, de ningún modo…Para Aarón quedó una realidad convertida en pesadilla, vacía de sueños y además una horrible asfixia existencial.


Como recuerdo, la broma que ella le gastó justo antes de entrar en su casa:

" Nada de gemidos ni de chillar mi nombre porque el tabique donde se sitúa el                  cabecero de mi cama es compartido con el dormitorio de mis padres"


sK 


                                                        








domingo, 17 de agosto de 2014

EL ÚLTIMO BAILE -Relato-

El último baile. Y era la rabia la que le hacía bailar. Noches insomnes y largas, días sin fin en los que la odió por su indiferencia. Su amor había muerto, era un amor mortuorio pero además conocía muy bien esa mirada, no volvería a verla…Se sentía como un mutilado por el amor o tal vez por la carencia de este, y bailaba porque sabía que era el último baile, y giraba y giraba impulsado por su propia rabia…Aún sabiéndose un segundón pudo sentir por ella desprecio y en él vio la antítesis del amor que no en el odio. Así, desde su tumba interior y mirándola de soslayo le dijo:

-      Este será el último baile.

Ella no se pronunció y con su silencio de una gran crudeza emocional él pudo comprender que vivía en un mundo colmado de señales confusas, comprendió que su soledad era su condición más íntima y entendió que enamorarse no es más que dibujar corazones con dos nombres dentro.

Sintiéndose como se sentía en el bando hostil decidió aprovechar el último baile, pese a su rabia, pese a la indiferencia de ella, pese a su amor  mortuorio, pese a aquella mirada huidiza, pese a sentirse un segundón y percibir el desprecio, pese a aquel silencio de gran crudeza emocional, pese a su soledad más íntima…Pese a todo decidió girar y girar como el mundo lo hacía colmado  de señales confusas, y giró y giró en el que fue su último baile, colmado de tristes y profundas señales confusas también.

Y todo esto mientras ella permanecía en silencio.

sK