martes, 20 de septiembre de 2011

CAFÉ, CON O SIN...

Mientras la camarera comprueba disimuladamente si mi billete es o no de curso legal, termino de echar un vistazo a la prensa diaria simulando que no la he visto y además pensando que en el fondo, el hecho de haberme tomado un descafeinado con leche no va a impedir que mi ánimo se altere...Quizá mañana además de volver a desechar la cafeína debería evitar leer la prensa...Sin embargo hoy en la mesa de al lado, cuatro ejecutivos parecen muy convencidos del advenimiento de una Guerra Mundial, ¡somos muchos y al parecer mal avenidos!, así que...
¡Bueno!, tal vez mañana en esa mesa no haya nadie, o quizás en ella se siente un grupo de trabajadores despedidos injustamente por un empresario insolvente, y éstos junto a su abogado, ultimen los detalles para la celebración de un juicio justo...En esta mesa los cafés serán con cafeína y no habrá bollería, pues el horno no estará para bollos, lo que sí ocurrirá es que a la salida y antes del juicio, el que más o el que menos se fumará un cigarrillo...
Y es que en ocasiones perdemos el rumbo, porque la vida amenaza con lluvias cuando queremos buen tiempo; y como a veces no sabemos diferenciar la información buena de la mala, pues no desarrollamos el pensamiento crítico.
Las cosas están mal, pero si hay una crisis hay que seguir adelante. Creo que si no nos sentimos sanos emocional, psicológica y espiritualmente es como dar tres saltos mortales sin ver...Éstos aspectos fundamentales son de nuestra propiedad  exclusiva; la coyuntura social, económica y política se nos escapa y no podemos mejorarla o cambiarla tan fácilmente, pues no es de nuestra exclusividad.
Sogyal Rimpoché habla de la importancia de la ayuda espiritual, para él es tan esencial como la libertad política, la asistencia médica y la igualdad de oportunidades; "un auténtico ideal democrático tendría que incluir la atención espiritual para todos como una de sus verdades esenciales"...
Tal vez la vida puede adquirir mayor sentido en épocas de revueltas, contradicciones y oscuridad, tal vez el sentido de la vida pasa por una ubicación consciente y previa del yo en ella... En el fondo da igual como te tomes el café, nuestros estados de ánimo y el escenario de nuestra mente ejercen una gran influencia y un gran dominio sobre nosotros, en cualquier caso, supongo que lo deseable sería poder decir que hemos hecho todo lo que hemos podido, y es que yo siento una gran admiración ante la inteligencia humana porque sabe y puede ampliar los límites.

sK


                                                                     

                                                        

2 comentarios:

  1. Muy bonito el post!!

    Muy bonita la descripción de los (posibles) distintos tipos de visitantes de esa mesa de esa cafetería, dónde, al final, está visto que el menor de los problemas es que el café sea "con ó sín"(pero sí que no lleva acompañamiento)... Y sí todo lo que rodea al café: las personas que lo toman, los temas que se tratan, los sucesos que ocurren y finalmente las soluciones que cada uno de ellos sea capaz de encontrar y poder poner en práctica para seguir adelante!!

    Así que, si te tomas el café "sin", que sea porque "con" perjudica tu salud física, porque para la "otra salud" la que nos hace sentirnos bien (además de estar sanos) lo del "con ó sin" es lo de menos!!

    De acuerdo pués con este sabio en la necesidad de "atención espiritual"

    ngp

    ResponderEliminar

Si te apetece puedes expresar tu opinión.