miércoles, 19 de octubre de 2011

OCCIDENTE: VALORAR PARA SALVARSE

Espermatozoides fecundan óvulos accidental o intencionadamente, esto da lugar a nuevas vidas que durante períodos de nueve meses se van gestando en el vientre materno. Desde ahí, nadando en el líquido amniótico a una agradable y cálida temperatura nos vamos desarrollando ignorando las consecuencias reales de esa fecundación inicial tan insignificante, tan minúscula...Realmente microscópica...Si eres niña y además china, tal vez al nacer serás abandonada por tus progenitores en un orfanato, sin embargo, una pareja procedente de Occidente puede que te adopte, te lleve a su país y allí tendrás la suerte de educarte en un colegio bilingüe y quién sabe hasta dónde podrás llegar...Si eres niño y naces en el cuerno de África aunque tus padres no te abandonen las condiciones sociales, estructurales, económicas y políticas de tu país puede que te ocasionen alguna enfermedad grave, tal vez pases mucha hambre, no tengas casa ni abrigo para protegerte de las inclemencias del tiempo, tu esperanza de vida será bastante baja, tal vez nazcas para morir en breve...Si eres un niño o una niña occidental tal vez tendrás más oportunidades para desarrollarte aunque tal vez no sepas aprovecharlas por tu inmadurez, o tal vez si...
Por ser podemos ser cualquier ser que habite el Planeta, lo que debemos es tratar de ser nosotros mismos, sean quienes sean nuestros padres, sea cual sea nuestro país de origen, sea cual sea el motivo de nuestra gestación y posterior nacimiento, pase lo que nos haya pasado u ocurrido desde ese momento y hasta el presente; todos estos factores son aspectos que han contribuido a nuestra creación pero no necesariamente debemos sentirnos identificados con ellos, no necesariamente debemos ser como ellos o como ellos quieran o crean que debemos ser, no, si eso supone no ser nosotros mismos...Lo que sí debemos estar siempre es agradecidos, la vida es la única oportunidad que se nos da para poder ser nosotros mismos, y desde luego, es una gran suerte poder disfrutar de ella sea cuáles sean las circunstancias que nos rodeen, aunque desde luego, nacer en el cuerno de África sea de todas las opciones planteadas la más dura y triste con diferencia... Tal vez esta estructura social debiera servirnos a los más privilegiados para valorar lo que tenemos, teniendo muy presente desde luego que esto nunca va a servir para salvar a aquellos niños...Salvarles es tan difícil...El hombre con su avaricia, codicia, e ignorancia ha convertido la salvación de estos países en una utopía y la vida de sus gentes en una tragedia endémica...Y nosotros en una situación nada comparable y envidiable a todas luces, ¿cómo salvarnos?..
Tal vez si valoramos estaremos salvados, quizá por ello no podemos salvar a otros  porque no estamos preparados, porque todavía no sabemos valorar lo que somos y lo que tenemos. 
Cuando aprendamos a valorar nos salvaremos y quién sabe si eso nos capacitará para salvar a otros.

sK


                                                   


                                             

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te apetece puedes expresar tu opinión.